“Con un corazón generoso”

Aug 30, 2012   //   by Dairo Rubio   //   Comentarios  //  No Comments

Un niño de seis años repartió cerca de 40 mil shékels (alrededor 11 mil dólares) que encontró debajo del colchón de su padre.

Los gritos de emoción de los niños llamaron la atención de los profesores mientras el pequeño realizaba la repartición de billetes de 100 y 200 shékels, en el colegio de la localidad de Ramle, al sur de Tel Aviv. Además del reparto altruista, el niño gastó unos cientos de shékels en la compra de canicas y se mostró confundido al ser interrogado más tarde, cuando confesó.

La policía intervino en la escuela y pidió a los alumnos que vaciasen sus bolsillos y carteras hasta recuperar casi la totalidad del dinero, pero aún así quedaron faltando  unos 500 dólares. 

Los Medios israelíes dieron atención también al padre del niño, quién se emocionó hasta el llanto de alegría tras recuperar el dinero. Lo que no podemos admirar es su recursividad para guardar los ahorros. 

*No debemos juzgar a este pequeño como un delincuente, al contrario es admirable su acción, primero de repartir lo que había encontrado, y luego de regresar a las autoridades el dinero hallado.

Un niño inocente con un corazón dadivoso, que encontró una fortuna y solo se le ocurrió compartirla con sus amiguitos de escuela. Primó la amistad con sus pares sobre el detenerse a pensar que ese dinero pertenecía a papá.

Ojalá fuésemos así de inocentes cuando de compartir se trata. Hace cerca de 2000 años, el Gran maestro dijo que ”debíamos tener el corazón como el de un niño…” Sincero, sin engaño y dado a creer fielmente.

De seguro que este niño tiene muy buenos valores, que ha aprendido en casa. En tu caso, ¿qué principios morales y de responsabilidad estás enseñando a los tuyos? Recuerda que el ejemplo comienza por casa. Lo que nuestros hijos nos ven hacer, eso es lo que reflejarán a la sociedad.

*” Espero tener siempre suficiente firmeza y virtud para conservar lo que considero que es el más envidiable de todos los títulos: el carácter del hombre honrado.” (George Washington).

*Cuando todos los días resultan iguales es porque el hombre ha dejado de percibir las cosas buenas que surgen en su vida cada vez que el sol cruza el cielo.” (Paulo Coelho).

*”El hijo sabio atiende a la corrección de su padre, pero el insolente no hace caso a la represión”. (Salomón)

¿Qué opinas?

Únete a la transformación de la familia con tu aporte:

Ingresa tus datos para recibir El Comentario de Hoy en tu buzón