“El proceso de la vida”

Sep 2, 2013   //   by Dairo Rubio   //   Comentarios  //  No Comments

Mariposa“Un  día, en  la  pequeña abertura de un gran árbol asomó una oruga;  un  hombre atraído por la curiosidad, se sentó  a observar durante varias  horas, se admiraba de cómo el gusanito hacía tanto esfuerzo para que su cuerpo saliera a través de aquel pequeño agujero. 

Llegó un momento en que  pareció que la oruga, a pesar de su esfuerzo, no avanzaba nada, entonces el hombre decidió ayudarla y agrandó el agujero permitiendo que la mariposa saliera sin dificultad.  

Pero su cuerpo estaba débil, las alas no estaban desarrolladas completamente y las patitas no la sostenían suficientemente. El hombre continuó observándola esperando que en cualquier momento emprendería el vuelo a través de las flores. Pero no sucedió así.

La verdad es que la mariposa pasó toda su corta vida arrastrándose por el suelo. No fue mucho su existir, pues al intentar volar infructuosamente, se daba golpes contra todas lãs cosas, y casi lisiada completamente, fue incapaz de elevarse” .

En lo que este hombre con toda su buena voluntad quiso ayudar a la mariposa, sin saberlo, la dejó lisiada… En el proceso normal de oruga a mariposa, los líquidos vitales se van distribuyendo y extendiendo por las partes del cuerpo que requieren ser fortalecidas para volar. Pero al pasar el agujero sin ese esfuerzo, las alas no recibieron la nutrición necesaria.

En la vida práctica, tal vez por intentar ayudar a alguién que se está abriendo paso, resultamos perjudicandole al darle todo, y no permitirle desarrollar ló suyo.

Algunas veces necesitamos poner esfuerzo y la enfrentar La dificultad en nuestra vida…  Si Dios nos permitiera pasar por nuestras vidas sin obstáculos, quedaríamos débiles. No llegaríamos a ser tan fuertes como deberíamos. Nunca podríamos llegar a volar.

La vida se conforma de etapas que es necesario enfrentar, cada una es un escalón que subimos para comprenderla y valorarla. No quieras llegar a lo alto sin haber empezado a dar el primer paso. ¿Quiéres desarrollarte como personal integral? ¿En tiendes cómo es el proceso de tu crecimiento?

*”Yo pedí fuerza… Y Dios me dió dificultades para hacerme fuerte. Yo pedí sabiduría y Dios me dio problemas por resolver. Yo pedí prosperidad  y Dios me dió inteligencia y músculos para trabajar.

Yo pedí coraje… Y Dios me dio obstáculos para superar. Yo pedí amor…  Y Dios me dió personas con problemas a quienes ayudar”.

*”Por tanto, no desmayamos; antes aunque este nuestro hombre exterior se va desgastando, el interior no obstante se renueva de día en día” (Apóstol Pablo).

¿Qué opinas?

Únete a la transformación de la familia con tu aporte:

Ingresa tus datos para recibir El Comentario de Hoy en tu buzón