Comentarios

“Una Navidad permanente”

fe8075974fd2ba9d5be86fa10855e09dLa escritora de cuentos infantiles María Durán, nos prepara para la época de Navidad con esta bella historia…

Existía un país donde siempre era Navidad. Sus calle casi siempre estaban llenas de nieve y los niños jugaban lanzándose bolas de nieve. Las personas andaban sonrientes y amables, visitándose entre sí, y salían juntas a mirar los iluminados escaparates con adornos hermosos.

Por todas partes sonaban villancicos, y en las casas las madres y abuelas, junto a sus familias se dedicaban a preparar deliciosos platos y bocados especiales. Los niños se iban a dormir, pensando en que al dia siguiente tendrían una regalo especial.

Todo el mundo llamaba por teléfono a sus amigos y se mandaban cartas de felicitación cada semana, así las personas sabían las unas de las otras y las otras de las unas…

Las personas mayores cenaban cada seis días en casa de sus hijos, en compañía de sus nietos. Todos preparaban ricos alimentos para llevar a las personas más pobres y cada semana las alimentaban.

Los niños y jóvenes iban a los hospitales, horfanatos y casas de ancianos a cantarles y alegrarles la vida. Los enfermos se reponían y sanaban prontamente, y regresaban a sus casas antes de tiempo…     

El respeto era primordial en este país, donde hombres y mujeres eran tratados por igual ya que se les medía por sus aptitudes y actitudes. A veces la gente quiere despojar a otros de la alegría de un tiempo como este, en el que la mayoría de corazones se pre disponen para ser diferentes; pero para otros en cambio, la alegría, el sentido de dar y la actitud de paz, no desaparecen.

La enseñanza de esta historia es que todos y a todos se les debe tratar por igual, con respeto. Si no hubiera un referente en el año, como lo es la Navidad, qué tristes y aburridos serían los días.

¿Qué te recuerda la Navidad? ¿Qué anhelarias para esta época? ¿Sabías que la Navidad vino con Cristo Jesús?.
Sí es posible vivir cada día del año como si fuera Navidad. Y cuando tú tienes al autor de la Navidad en tu corazón, así serán tus días y tus años, como en esta historia.

*”El corazón alegre hace tanto bien como el mejor medicamento”. (Rey Salomón 970 AC).

*”Ten buena conciencia y tendrás siempre alegría. Si alguna alegría hay en el mundo la tiene seguramente el hombre de corazón puro”. (Thomas de Kempis 1380 / Teólogo alemán).

Compartir lo poco o mucho que tengamos con otros es la mayor satisfacción de la Navidad, felicidades, de parte de Motivación a la familia.

Deja un comentario